Hola gente exitosa, ¿Cuántas veces has deseado no hacer nada en todo el día y tumbarte a la bartola? Pues desde Vive del Éxito te digo que no hacer nada tiene consecuencias.

En momentos de cansancio, estrés o tristeza, se suele decir “ahora mismo me gustaría no hacer nada”, frase que demuestra que en realidad quieres hacer otra cosa.

En otras palabras, si no haces nada, es que estás haciendo algo.

Incluso hay investigaciones neurocientíficas que afirman que no realizar nada es necesario para que tu cerebro sea más creativo y pueda encontrar soluciones a tus problemas.

No hacer nada es hacer algo

No-hacer-nada-es-hacer-algo

Si eres de esas personas que te sientes culpable por no querer hacer nada, hoy te traigo una buena noticia, dejar de hacer es hacer algo, no te bloquees, ahora te lo explico.

Para hacer nada no se requiere de ti ningún esfuerzo, es algo natural, consiste en hacer algo sin que tú seas el responsable de la situación.

Por ejemplo, estás cansado y, sin provocarlo, te quedas dormido.

Ocurre lo contrario cuando haces algo y eres el responsable de la situación.

Por ejemplo, estás cansado, ves que no puedes dormir e intentas adoptar una postura cómoda para conseguirlo.

Como puedes ver, no actuar nada, consiste en hacer algo, en este ejemplo, no hacer nada, en realidad significa entregarte a una acción y olvidarte de responsabilidades.

Al estado mental de no hacer nada, los neurocientíficos le han llamado Red Neuronal por Defecto (RND).

Se trata de una característica humana que se da cuando no tienes la atención centrada en una tarea específica.

En ese momento, comienzan a funcionar una serie de circuitos y estructuras mentales.

Gracias a la activación involuntaria e inconsciente de estos circuitos y estructuras, creas tu propia percepción de ti mismo y del mundo que te rodea.

Además, te ayuda a aprender del pasado, prevenir peligros, tomar decisiones con más destreza y rapidez

También te puede interesar: Inteligencia Emocional

Ejemplos de positivos y negativos de no hacer nada

Las consecuencias en tu vida de no moverse para nada pueden ser positivas o negativas, ¿quieres ver algunos ejemplos de no hacer nada? ¡Toma nota!

Ejemplos negativos:

Ejemplos-negativos

Caso 1

En este ejemplo, vamos a imaginar que debes una deuda en el banco que no puedes pagar y decides ignorarla.

En otras palabras, ni tan siquiera te acercas a la oficina a explicar que tienes un problema y que no podrás hacer frente al pago de la cuota.

No acercarte a la oficina significa que pasas del tema, que te da igual y que estás poniendo distancia a una posible solución.

En cambio, si vas a la entidad bancaria estarás demostrando responsabilidad y qué quieres llegar a un acuerdo para solucionar el problema en cuestión.

También te puede interesar: ¿Existe la suerte o es azar?

Caso 2:

En esta ocasión simularemos que estás buscando trabajo, pero… te levantas y no haces nada, te pasas el día viendo TV, jugado a videojuegos, mirando el móvil…

En este ejemplo, tu dejadez, te hará pensar que el mundo confabula en contra de ti para que no encuentres trabajo.

En cambio, la verdadera realidad, es que no has encontrado trabajo, no por el hecho de no moverte para nada, ya que lo estabas haciendo (ver TV, videojuegos, móvil…)

También te puede interesar: ¿Cómo salir de la zona de confort?

Consecuencias positivas:

Consecuencias-positivas

Caso 3:

Imagina, en este caso, que acabas de romper con tu pareja después de haber tenido una relación tóxica, cuado decides no realizar nada, significa, no hacer nada de forma literal.

En otras palabras, no frecuentar lugares donde podáis coincidir, no llamar, no escribirle… ¡Nada! Solo poner distancia.

En este ejemplo la pasividad y poner límites, es positivo para ti, ya que así evitarás muchos problemas inesperados.

Con estos ejemplos puedes comprobar que hacer nada en realidad, es hacer algo y además tiene consecuencias que afectan a tu vida.

Es algo que tienes que asumir y no quedarte en la inopia.

Lo cierto es que tienes que hacer algo y hacer algo, a veces es dejar de hacer, todo depende de si para ti significa una ventaja o una desventaja.

También te puede interesar: ¿Cómo dejar de procrastinar en sencillos pasos?

¿Qué tipo de consecuencias tiene el no hacer nada?

Que-tipo-de-consecuencias-tiene-el-no-hacer-nada

Cuando no sabes gestionar tu tiempo y te dejas llevar por el no realizar nada, las consecuencias, no tardarán en llegar.

Si quieres conocer qué tipo de consecuencias conlleva este estilo de vida, estás en el lugar correcto.

También te puede interesar: ¿Cómo pagar deudas rápidamente?

Problemas en tu salud

Problemas-en-tu-salud

Cuando decides pasarte todo el día sin hacer nada tumbado en el sofá y tomas este hábito como una rutina, estarás ayudando a la aparición de enfermedades como:

  • Trastornos cardiovasculares
  • Colon irritable

Tu salud mental también puede verse afectada, ya que la depresión y los trastornos de ansiedad por las adicciones estarán más a flor de piel.

También te puede interesar: Creencias con el dinero

Rendimiento laboral

Rendimiento-laboral

Cuando te dedicas a no realizar nada y actuar como si nada te importase, estás dando lugar a que la falta de organización del tiempo te traiga graves consecuencias.

No tardarás en notar en tu trabajo:

  • Menos rendimiento
  • Más estrés
    Sentimiento de agobio
  • Disminución de tu capacidad para asumir tareas interesantes por no tener tiempo para dedicarte a ellas
  • Incapacidad para marcarte objetivos y avanzar hacía su consecución

También te puede interesar: ¿Cómo ser emprendedor y no morir en el intento?

Abandono de tu vida personal

Abandono-de-tu-vida-personal

Es muy frecuente qué aquellos qué deciden pasar por la vida sin hacer nada tengan discusiones con sus familiares y comiencen a perder amigos de manera acelerada.

Como consecuencia del no hacer más nada, tu pareja, tus amigos, tu familia… pueden quedar relegados de tu vida. ¿Es eso lo que quieres?

También te puede interesar: ¿Qué es la resiliencia y cómo ser resiliente?

Conclusión